Cerca
  • El Pincha Uvas

Best place ever (esp)

"Teudis, si tuvieras que elegir un lugar del mundo del que nunca más pudieras moverte, un lugar en el que te quedarías para siempre, ¿a dónde irías?"

"Por favor, llevadme en Alta Badia. Dejadme ahí".



La vida es demasiado corta para vivirla con desgana.

Mi madre murió a los 47 años.

Mi padre tenía 51 años.

Eran casi dos niños, ¿sabes?

Su viaje se detuvo poco después de la mitad del camino.

Yo tengo 44 años. Mi hermana tiene 48.

Ambos nos dimos cuenta hace tiempo de que hay que llenar el corazón de cosas bonitas.

Los dos nos dimos cuenta de que el tiempo no debe desperdiciarse.


El tiempo pasa rápidamente.

Me gustaría que los días pudieran ser más largos.

Me gustaría tener siempre una vida llena de cosas bonitas como ocurrió este fin de semana.

Ahora mismo estoy cansado. Me duelen los cuádriceps.

Pero el corazón no deja de pedir que lo llenen de belleza otra vez.


Hace muchos meses Paolo me hico una pregunta:

"Teudis, el fin de semana del 24 de junio voy a Colfosco con Chicco y las familias. ¿Vienes?"

"Sí".

Punto y aparte. Sin dudarlo.


La amistad es algo importante.

Nicolo también se ha sumado. Evidentemente, también lo es para él.


Salida el viernes a las 19 horas desde casa.

Llegada a Colfosco con Nicolò a la 01:00 de la mañana.

Preparamo la autocaravana. Y finalmente dormimos.

Nos espera un fin de semana intenso. Pero no pensamos que sería tan intenso.


El sábado nos levantamos a las 8:00. Nico prepara el café.

Abrimos la puerta. Y vemos esto.

Hermoso es un eufemismo. No hay adjetivos para describirlo.


Chicco (el experto, el de la "pierna buena", el capitán) nos lleva a Paolo, Nico y a mí por los cinco puertos: Gardena, Sella, Pordoi, Falzarego y Valparola.

Regresamos por San Cassiano, La Villa (con Muro del Gatto), Corvara y Colfosco de nuevo.


Me enamoro.

Me enamoro muchas veces en pocas horas.

Me enamoro de todas las mujeres que veo en bicicleta. No importa su físico, nacionalidad o edad. Todos son maravillosas.

Me enamoro de un chico amputado que afronta una escalada con una sola pierna. Es un héroe !!

Me enamoro de Paolo, Chicco y Nico. Y pienso en los amigos que no están.

Me enamoro de los paisajes, los colores, las montañas y los olores. ¡Estamos en el paraíso!



Qué sábado!

Paola y Sara nos preparan un apetitoso aperitivo.

Paolo y Paola han estado juntos desde casi siempre. Tienen dos hermosas hijas que me adoran.

Chicco y Sara han estado juntos desde siempre. Sus dos hijos pequeños son muy dulces.

Verlos juntos es un espectáculo. Me emocionan.


Antes de irnos a dormir, Nico y yo nos tomamos una cerveza juntos. La amistad es algo importante.


Y aprovechamos el tiempo para definir nuestro viaje de verano des de Biarritz a Milán pasando por los Pirineos.

Serán 1700 km y 25000 metros de diferencia de altitud. ¿Locura? ¿Belleza? ¿Amistad? Puede ser todo.


"Nico, ¿mañana bicicleta o montaña?"

Miramos hacia arriba y vemos esto.

Está clarísimo. Toca trekking.


Este es el Valle de Mezdì.

En la cima se encuentra el refugio Boè. Y aún más arriba está el Piz Boè (3150 m).

Le pedimos a una persona el camino. Nos explica el más suave.

Entonces preguntamos a otro. Nos da una alternativa más dura.

Quién sabe cuál tomamos... pero ¿por qué no nos calmamos nunca?


No es una excursión apta para todos los públicos.

Caminamos mucho, y en subidas duras.

Escalamos en un hermoso barranco, subiendo 250 metros en la nieve.

Llegamos a una meseta que parecía la luna.

Comimos en Piz Boè, casi conmovidos.

Nos encontramos por casualidad con Paolo y su hija Rachele, que llegaron a la cumbre ascendiendo desde Pordoi en telesilla. La parte a pie es dura.

Genial Rachi, lo has conseguido!!


Me pidieron una foto. Yo se la hice. Per también hice este selfie

Caminamos por la grava, por la hierba, por senderos, utilizando cuerdas o corriendo durante largos tramos cuesta abajo (no nos perdemos nada 😉).


Todavía me duelen los cuádriceps.

Pero mi corazón está deseando vivir más experiencias como ésta.

Si tuvieras que elegir un lugar para mí, llévame a Alta Badia.


Gracias Paolo.

Gracias Chicco.

Gracias Nico.

Tengo sed de belleza. Me ayudastéis a beber.





¿Cuál es el "mejor lugar de la historia"?
Todos ellos.
Somos nosotros los que lo creamos.
Somos nosotros los que podemos encontrar la belleza en todas partes.


8 visualizzazioni

EL
PINCHA UVAS